Al Descanso

Ya decidimos al partido que vamos apostar, pero ¿Qué pasaría si ese partido lo convertimos en dos? Tendríamos el doble de posibilidades para ganar ¿Suena interesante, no? Veamos de que se trata la apuesta Al descanso.

Apuestas Al descanso

Normalmente apostamos al resultado final de un partido, a que el equipo al que le metimos dinero gana, empata o pierde, pero también tenemos la opción de un convertir un partido en dos juegos diferentes ¡Ambos con la posibilidad de hacernos ganar dinero!

La idea es bastante sencilla, apostamos al equipo que creemos que va a ganar la primera mitad del partido.

Las casas de apuestas nos ofrecen las cuotas para el primer tiempo y depende de nosotros tomar partido por la mejor oferta, y si el equipo que elegimos termina adelante al final de los primeros 45 minutos ¡Ganamos!

Cabe señalar que esto es independiente del resultado final del partido, al que por supuesto, también podemos apostar.

Consejos para apostar Al descanso

Como en la vida, entre más información tenemos mejores decisiones tomaremos. Pongamos de ejemplo un partido de fútbol en el que se enfrenta un equipo que normalmente sale a defenderse contra uno que gusta de atacar mucho. El primero juega al error de rival y el segundo a tomar la iniciativa del partido.

¿Cuántos goles recibidos lleva en la temporada el equipo defensivo? ¿En qué tiempo le suelen anotar esos goles?

Por otro lado, el equipo ofensivo ¿En qué mitad acostumbra abrir el marcador? ¿Qué tan efectivo es?

Las respuestas a esas preguntas nos darán una muy buena idea de quien es al que tenemos que apostar.

¿Podemos apostar Al descanso en otros deportes?

Desde luego que sí, en cualquier deporte en el que se juegue por mitades podemos aprovechar este tipo de apuestas, como el basquetbol y fútbol americano.